Schumann el loco

De este emblemático compositor de los años 1800, se ha hablado mucho sobre la locura que lo mantenía a raya, y de las obras tan difíciles que escribía, pero en realidad, Schumann padecía de trastornos mentales, o solo era una consecuencia de su adicción al alcohol o su malestar de hemorroides que era un secreto a voces, se sabía que lo dominaba el dolor y que decir de las innumerables resacas, que el mismo plasmaba, donde fuera, siempre quejándose de dolores de cabeza y de una resaca incontenible y constante.

schummiUn verdadero calvario para un artista, que denotaba, por mucho ser uno de los mejores y más aclamados de aquella época, llena de romanticismo y euforia.

Biógrafos de la época, hicieron de su vida un verdadero libro abierto del cual ni el mismo podría esconderse, se afligía, y constantemente presentaba entonces su supuesto mal mental.

Aunque todos saben que su familia sufrió de trastornos mentales igual y que podría haber sido maniaco depresivo por herencia, aunque sin comprobarse en su totalidad que fuera herencia, su padecimiento, algo que no se comprobó, ya que se metía en duda, la verdadera razón de todos sus malestares.

Esto se comprueba a partir de sus composiciones, que suelen estar cargadas de un ímpetu descomensurado en algunos fragmentos y movimientos, dando como resultado a veces, algunas obras entendibles y confusas, que lejos de demeritarlo, lo elevaron al grado de considerarlo un virtuoso.

La verdad de su bipolaridad, se resolvió cuando murió, pero en si ¿qué obscuros lazos tenía con todas sus demás deficiencias?

Los historiadores de la época, confirman que Schumann padecía además de estreñimiento y hemorroides como consecuencia, de sus desórdenes alimenticios y aunados a su alcoholismo, lo ponían en una situación de dolor constante, y  así lo demostraba su obra, eufórica, y sin sentido muchas veces.

Como vemos la locura y bipolaridad, no eran sus únicos malestares, se esconde mucho más que eso, en su diario vivir, sin embargo no podemos negar, que su manera de componer e interpretar, fue un referente, de la historia musical de todos los tiempos.

Schumann Bipolar

Mucho se habla de la locura de los grandes artistas o genios que ha dado el mundo, y si, en efecto, todos los grandes, han sufrido de trastornos mentales maniaco depresivas, o como hoy se le conoce a la bipolaridad, este mal lo adquieren todos, por la carga de crear desmesuradamente, y a todos los grandes ha afectado en pequeña o gran medida.

Schumann, no se salvó, al igual que, Poe, Wolf, Hemingway, Haendel Rossini, Hesse, Tchaikovski, etcétera, son demasiados los personajes, artísticos, que presentaron la locura, dentro de su vida, y dentro de toda la obra que crearon.

Se sabe que dentro de este padecimiento, se sufre, pero a la vez, es prácticamente requisito, para lograr lo que ellos lograron, destacar en sus artes, de una manera notable, engrandeciendo su potencial artístico.

Todas las teorías aplicadas al ramo artístico, coinciden en que este trastorno bipolar,  se aproxima a relacionar, la capacidad  enorme, de poder crear y poder mantener una constante de desarrollo artístico.

Schumann, estuvo toda su vida relacionada con este trastorno, sin dejar de sorprender a todos, por la capacidad intuitiva y de retención que mantenía, para la interpretación de obras, sumamente difíciles de recordar y de interpretar, dando por hecho, que sufrió del mal artístico, la depresión maniaca, en todos los sentidos y desde el mismo momento que inicia, a realizar las composiciones que lo consagraron.

Presentaba constantes cambios de humor, y constantes actitudes depresivas, sin que esto fuera impedimento para poder realizar una obra, catalogada de las mejores del mundo entero hasta la actualidad.

Schumann, no dejaba que nadie interfiriera, en sus emociones, siendo el único causante de todos sus trastornos mentales, y poseyendo autoritarismo, e inclusive despotismo para quienes lo rodeaban, manifestándose, como casi ser insuperable, y demasiado adelantado a su época, síntoma de todos los artistas que han llegado a tener esta enfermedad mental.

Una de las características de este trastorno, es parecer “descuidado”, en su persona, mal aseado y pareciera ser demasiado llamativo en otras ocasiones, todas estas características, las presento Schumann durante su vida, tenía fugas de ideas, y siempre irascible y suspicaz

Los consejos de Schumann

Schumann, con sus grandes dotes musicales, se preparó lo demasiado para encajar en la ola musical de los años 1800, siendo primero crítico musical alabando a grandes como Brahms, Chopin, Berlioz, Mendelssohn, etcétera, emite un compendio de consejos, para todos los músicos aprendices de la época, pero que hasta la fecha es de gran utilidad para todo músico que se jacte, de querer llegar a la altura, de algunos de estos celebres músicos.

Estos consejos no tienen un orden prioritario ya que todos son exactamente importantes, no hay primer consejo o último consejo, todos merecen la misma importancia.

  • Nunca toques música mala, e inclusive, tampoco la escuches, de ser posible.
  • Jamás los niños se nutrirán con dulces y golosinas, la verdadera nutrición es para el espíritu, así como la del cuerpo, no permitas una “desnutrición”, en los niños, hay muchas obras maestras con que alimentarlos.
  • No te debe de importar para quien toques, solo toca, como si te escuchara un maestro.
  • Tu instrumento siempre debe de estar perfectamente bien afinado, el que sea que toques.
  • Tendrás que ejercitar tu memoria, al grado de aprenderte la composición de memoria, así como la melodía que la envuelve.
  • Por ningún motivo, debes de tocar muy aprisa, y mucho menos muy lento, debe de crearse el balance la armonía y el compás.
  • Tendrás que poder ejecutar música con solo leerla, y así la comprenderás mejor
  • Si después de tus ensayos, estás cansado, dedícate a descansar, es preferible eso, que seguir sin ánimos y sin energía.
  • Pon esmero en llevar el compás, no puedes no poner atención especial en llevar el compás de cualquier melodía.
  • Si tuvieras que interpretar algún fragmento sin que antes lo conocieras, tomate tú tiempo para leerlo antes de ejecutar la pieza.
  • Debes de tener muy en claro las leyes fundamentales, de la armonía, es indispensable, que las cumplas rigurosamente.
  • No puedes tocar solo por tocar, debes de tener en mente, interpretar de una manera magistral, no te saltes notas, y no omitas nada, se te agradeceré a la larga.


Nunca te atrevas a cambiar ninguna composición, agregar o quitar elementos de interpretación, eso sería casi como deshonrar a la música, nunca lo hagas.

Schumann, obra paralela a Schubert

Teniendo claro todo la belleza de las composiciones de Schumann, no podemos dejar de comprar el paralelismo con la obra de Schubert, ya que todas las composiciones del primero, evocan en cierta medida, la obra de Schubert, sin embargo Schumann contiene ese ángel especial, dentro de la rítmica, y sencillez, que produce escuchar cualquiera de sus obras.

Llenas de romanticismo, y colmadas de fineza Schumann trata de proyectar, su claro sentir, y sus memorias, en cada nota, y en cada composición.

Schumann posee, la total, inspiración, pues teniendo en cuenta la poesía con la que hace emanar la fluidez de sus composiciones, se dirige, hacia un público totalmente diferente al de Schumann, y se proclama como el mejor compositor de los dos, aunque Schubert emula las composiciones sinfónicas, Schumann, lo plasma lúdicamente, llenando de éxtasis a quienes disfrutan su obra.

No podemos dejar de hablar de Carnaval, su mejor obra expuesta y consagrada de todos los tiempos, composición para piano, y dedicada al célebre violinista Karol Lipiński, constituida en una obra de 22 breves piezas que trata de conceptualizar a las personas del carnaval, que por alguna razón aparecieren enmascaradas.

Ludwig Schuncke. Fue quien escribió esta  obra, sin embargo Schumann, logro captar en compases, y abordo compases, para mejorar e incluir a la obra algunos movimientos más, realizando una obra completa, mucho más detallada y mucho más íntima, sin embargo la obra no se completó ni fue terminada, y otro músico  Andreas Boyde, se dio a la tarea de terminar las variaciones, sin embargo como fue un proyecto inconcluso, se refiere la obra a Schumann, otros han hecho sus propias modificaciones y arreglos, pero aun así, se sigue considerando obra de Schumann.

Schumann siempre considero a sus obras, de piano, “muy difíciles de interpretar” de hecho, en muy raras ocasiones, estas composiciones de Schumann fueron interpretadas en público, pero, a pesar de estas dificultades de interpretación, hoy en día, Carnaval es la obra más tocada de Schumann. Otros músicos alabaron las obras de Schumann, sin embargo muchos más, entre ellos Federico Chopin, opinaba que la música de Schumann, no era en absoluto música, y tampoco se le podría definir como tal.